DERECHO SIN RESPONSABILIDAD (DIVORCIO)

Aunque puede que me repita, y mucho, desde el año 2.005 se reconoce el divorcio como un derecho personal. Así, como lo digo, derecho personal. Porque, ¿ quién  admitiría hoy que un juez impusiera una convivencia no deseada ?. ¿ Quién admitiría que una ley impusiera normas en un matrimonio ?. A qué hora hay que levantarse, quién friega o quién trabaja, o cómo hay que educar a los hijos, si los hubiera, comunes o de uno solo.
No, y varias veces no. Ni juez ni ley. Cuando quiera, divorcio.
Bueno, algo es algo, y creo que estamos de acuerdo: me divorcio cuando quiero y porque me lo permite la ley. Hasta ahí, creo que todos de acuerdo.
Sin embargo, ese derecho sin limitaciones, porque eso de que en los tres primeros meses bla y bla, quedan anulados con un artículo del Código Civil que permite dejar la convivencia en cualquier momento, sin juez, sin abogado y sin explicarlo.
Ahora bien, como se contempla en el Evangelio: NO SE SABE NI EL DÍA NI LA HORA, viene trayendo problemas, y muy graves, y, sobre todo, de índole social. En efecto, no es lo mismo, por ejemplo, que una mujer pida el divorcio, al juez, porque no hay que pedírselo al cónyuge, macho o hembra, estando con un buen empleo que estando en el paro, con pocas perspectivas de encontrar un buen trabajo, y habiendo hipotecas y descendencia, que come, viste, calza y estudia.
Y ante un divorcio en malas condiciones sociales, llámese paro, empleo precario…no nos protege ni un buen abogado, ni un buen juez, ni una buena ley. Y, por supuesto, la sentencia pudiera parecerse mucho a un tongo.
Porque ni la ley, ni el abogado, ni el juez, ni una ley de divorcio, por sí sola, garantiza una sentencia justa, en esos casos. Sobre todo cuando los niños, en muchos casos, llevan el uso de la vivienda bajo el brazo, y del que tenga que abandonarla………no se preocupa nadie.
La verdad, nada contra el derecho, personal, insisto, a pedir el divorcio, ¿ pero da lo mismo que se pida en cualquier momento y en cualquier circunstancia ?.
No corresponde a esta parte sugerir soluciones, ni darlas, y, mucho menos, imponer convivencias no deseadas o vínculo obligatorio, pero los hechos están ahí, sin buenas condiciones sociales por ambos miembros de la pareja, no esperemos buenos divorcios o buenas sentencias. Y aún así, con tanta denuncia como norma suprema que resuelve todo, según dicen, pues tampoco. Por cierto, ¿ a alguien le han dado en el juzgado normas sobre la vida o convivencia matrimonial ?. Es que yo no he oído que exista. Y sin normas, ¿ cómo no va a haber discrepancias, malos entendidos u otras cosas ?.
Jesús AYALA CARCEDO, de las ASOCIACIÓN DE PADRES DE FAMILIA SEPARADOS DE BURGOS-A.P.F.S.-BURGOS.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s